¿Que hacer con la DHF “B”?

Esta temporada cambió el formato de la División de Honor “B”, pasando a jugar encuentros completos en 5 jornadas en total, en lugar de un fin de semana, con encuentros de 20 minutos por tiempo.

Esta claro que es un beneficio en cuanto a lo deportivo, pero un costo muy alto en lo económico.

Fueron varios los clubes que debieron buscar la manera de solventar dichos gastos, ya que algunos encuentros no eran “viajar, jugar y volver”  por las distancias, obligando a buscar un hospedaje, algo que incrementaba el gasto de dicha jornada.

En principio, creo que es la mejor situación para la actualidad del rugby, especialmente pensando en el salto de regional a la liga Iberdrola.

Durante estas semanas, aparecieron varios formatos nuevos, o propuestas, como copiar por completo la Liga Iberdrola, con 14 jornadas, un ascenso directo y una promoción o como era antes la Division de Honor Femenina, un torneo a 7 jornadas, en la segunda parte del año, luego de jugarse la primera parte en las ligas regionales.

En lo personal, creo que los clubes, mejor dicho, los equipos femeninos que puedan ser parte de esta competición, aun están muy “verdes”, sacando algunas excepciones.

Muchos campeones de ligas regionales, como Galicia (Vigo, Lalin y Muralla como últimos campeones) o C. Valenciana (CAU, Tecnidex Valencia y Les Abelles), varían en relación a la cantidad de jugadoras que puedan tener y su nivel, ademas de no estar “desarrollados” económicamente para dicho salto.

A una vuelta, serian 3 o 4 encuentros fuera de casa, viajando por España, mientras que el torneo a doble vuelta, duplicaría el gasto.

La cantidad de jugadoras disponibles, debería ser mayor a la actual. Muchos de los equipos terminaron jugando con la mínima cantidad de jugadoras, algo que también pasó en la Liga Iberdrola.

Y en cuanto al nivel de juego, esta temporada mostró mucha diferencia entre los equipos que pelearon por el ascenso y el resto, algo que también hay que tener en cuenta, ya que los viajes, los gastos y las derrotas abultadas son todas situaciones que alientan al abandono de las jugadoras, especialmente de las mas nuevas.

Otro punto a tener en cuenta es, no anular las competiciones regionales, dejando prácticamente sin equipos a dichas ligas.

Galicia, Andalucía, Aragón, cuenta con muy pocos equipos a nivel XV, y la participación de algunos de estos en niveles mayores dejaría las ligas aún mas mermadas, dejando a su vez la imposibilidad de jugar por el ascenso a esos niveles por no contar con los requisitos mínimos.

Creo que la evolución del torneo debería ir llevándonos por este camino hasta tener dos categorías de nivel pero asegurando la participación por igual de todos los equipos, buscando el crecimiento del rugby femenino en todos sus niveles.

Como me decía un entrenador, “paso a paso”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

rydolph-rrz@mailxu.com hickock.323@mailxu.com